Actualizado el 11/12/2018

icon Facebook icon Twiiter icon RSS icon EMAIL
  1. Portada
  2. >
  3. Editoriales
  4. >
  5. La mentira como base de la nueva política

La mentira como base de la nueva política

Escrito por Tecnonews el 23/10/2018 a las 22:46:40
501

Las Nuevas Tecnologías, y sobre todo internet, nacieron como una herramienta dedicada a acortar la distancia entre las personas. Las comunicaciones entre seres humanos se hicieron mucho más sencillas gracias a elementos como el correo electrónico o los mensajes de textos.

 

Hizo falta mucho tiempo para que nos diéramos cuenta de que en realidad la posibilidad comunicativa que ofrecen las Nuevas Tecnologías tiene un impacto en todos los aspectos de nuestras vidas.

 

La última expresión de esta idea son las elecciones de Brasil. Tras la primera vuelta de los comicios electorales dos rivales se enfrentan a la elección presidenciales de la primera potencia de Sudamérica: el candidato de extrema derecha Jair Bolsonaro y el candidato del Partido Obrero de izquierdas Fernando Haddad.

 

¿Y eso qué relación tiene con las Nuevas Tecnologías? Pues bien, los millones de brasileños que han sido convocados a votar están viviendo una tormenta de desinformación que llega a través de Whatsapp.

 

El ejemplo más simple se resume del siguiente modo: los brasileños votan a su candidato asociándolo a un número y en numerosos mensajes se relacionaba a Bolsonaro, que ostenta el número 17, con Lula da Silva, el expresidente de izquierdas en prisión, para que algún despistado acabara votando a Bolsonaro pensando que votaba a Lula.

 

Este es uno de los muchos casos de desinformación que se han producido durante la campaña electoral de Brasil que llega a su conclusión el próximo 28 de octubre.

 

La cuestión y lo que diferencia a las elecciones de Brasil con otras que se han producido es el uso de Whatsapp como máquina de información engañosa y su impacto en las votaciones.

 

Según un estudio sobre 100.000 imágenes enviadas a través de la red social de mensajería instantánea, la mitad de las mismas contendrían en algún grado información falsa.

 

Es tal el nivel de mentiras que corren a través de las redes sociales que la justicia brasileña se está preguntando cómo se han distribuido. La misma abrirá una investigación que persigue esclarecer si algunos empresarios habrían pagado hasta 3,26 millones de dólares para difundir información falsa y beneficiosa para Bolsonaro.

 

Sin duda, las nuevas formas de comunicación son un aliado para cualquier campaña política, sin embargo cuando la mitad de las informaciones que circulan por Whatsapp son falsas o parcialmente falsas, estamos delante de un problema de gran magnitud.

 

No se trata de que un político mienta sino de que su campaña se base básicamente en ese concepto que todo el mundo convendrá es negativo para la salud democrática.

 

Podemos pensar que eso no ha llegado a nuestras latitudes, de todos modos, las herramientas están ahí, la posibilidad de usarlas depende del partido que se tercie.