Actualizado el 12/10/2021

icon Facebook icon Twiiter icon RSS icon EMAIL
  1. Portada
  2. >
  3. Editoriales
  4. >
  5. Europa dice basta al control facial

Europa dice basta al control facial

Escrito por Tecnonews el 22/06/2021 a las 21:00:12
859

Ha tenido que venir Europa para decirle a los estados miembros que eso de poner cámaras de reconocimiento facial en las calles en tiempo real no es lo que podríamos denominar democrático.

 

En concreto ha sido el Supervisor Europeo de Protección de Datos y el Comité Europeo de Protección de Datos quien según relata eldiario.es ha explicado en un comunicado que “el despliegue de sistemas de identificación biométrica a distancia en espacios de acceso público supone el fin del anonimato en esos lugares”. “Aplicaciones como el reconocimiento facial en tiempo real interfieren con los derechos y libertades fundamentales”, ha añadido el regulador.

 

Al mismo tiempo la autoridad de la privacidad del Viejo continente ha pedido la prohibición inmediata de la inteligencia artificial de reconocimiento facial en los espacios públicos. Asimismo, la autoridad ha pedido que no se clasifiquen a les personas según sus rasgos en función del género, la orientación política, sexual o el origen étnico.

 

Todo lo que el supervisor ha señalado podría parecernos de perogrullo, sin embargo los estados cada vez tienen más ganas de utilizar la maquinaria pesada de la IA en sus calles. A veces nos pasamos el día afirmando que firmas como Google o Facebook son malvadas por controlar nuestros datos. Sin entrar en valorar éticamente las grandes tecnológicas, lo cierto es que, al menos, tienen la decencia de indicar qué hacen con nuestros datos en un documento que debemos firmar. Cierto, es ilegible y quiere serlo para que demos a aceptar sin leer. Sin embargo, es mucho más de lo que hacen nuestros estados.

 

Cuando el ayuntamiento de Barcelona decidió poner cámaras en el centro con posibilidad de control biométrico, no pregunto a nadie. Supuso que a todo el mundo le parecería genial el despliegue de artilugios con inteligencia artificial. Cuando Renfe, una empresa pública, está planeando hacer lo propio, no pregunta a los viajeros.

 

En resumen, no siempre el control viene de esas grandes empresas. De hecho acostumbran a ser los estados quienes más lo practican.