Actualizado el 20/01/2022

icon Facebook icon Twiiter icon RSS icon EMAIL
  1. Portada
  2. >
  3. Noticias
  4. >
  5. Los límites de Youtube

Los límites de Youtube

Escrito por Redacción TNI el 16/05/2017 a las 13:19:58
1412

La siguiente historia demuestra que tenemos un problema grave con las Nuevas Tecnologías. En numerosas ocasiones somos incapaces de separar ambos mundos. Además de esto, la historia demuestra cuán nociva es la lógica de querer obtener el máximo de seguidores en nuestras redes sociales. Pese a que se trata de un caso exagerado, nos da el termómetro de cómo es nuestra sociedad.

 

Dos youtubers estadounidense han perdido la custodia de dos de sus cinco hijos por los videos ofensivos en los que los pequeños eran víctimas de bromas pesadas.

 

En el canal que recibía el nombre de DaddyOFive aparecían el padre y la madrastra de los niños gastando bromas al más pequeño de los hermanos. Le decían que era adoptado, le rompían su videoconsola a martillazos o vertían tinta en su cuarto para después culparlo. Ante esta situación el niño rompía a llorar, el objetivo de los padres y sus bromas pesadas. A esto cabe añadir el constante uso de palabras malsonantes y gritos en el canal de Youtube de los padres hacia los hijos.

 

Varios usuarios denunciaron el maltrato al que estaban sometidos los hijos y finalmente las fuerzas del orden acabaron por retirar la custodia de los hijos. Los videos fueron borrados y actualmente Emma la hija de la que perdieron la custodia se encuentra con la madre biológica.

 

Los youtubers se han apresurado a dar explicaciones tanto en la propia red social como en las televisiones estadounidenses. Según ellos, los videos estaban guionizados y en la mayoría de los casos los hijos estaban al caso de la broma.

 

Por más que los pequeños estuvieran al corriente, la actitud de los padres no tiene perdón. No son los primeros que transgreden los límites de lo aceptable. El caso del youtuber que dio galletas con pasta de dientes a un vagabundo o el famoso cara del "caranchoa" demuestran la obsesión que hay en la actualidad por convertirnos en usuarios virales. 





Noticias Relacionadas:


La vida que nos supera