Actualizado el 17/04/2018

icon Facebook icon Twiiter icon RSS icon EMAIL
  1. Portada
  2. >
  3. Noticias
  4. >
  5. Ciberataques remotos a cajeros automáticos

Ciberataques remotos a cajeros automáticos

Escrito por Redacción TNI el 03/04/2018 a las 19:35:41
909

S21sec, multinacional especializada en servicios y tecnología de ciberseguridad, ha publicado una serie de detalles en relación a la detención en España del hacker Denis K., responsable de robos en cajeros de todo el mundo por valor de más de 1.000 millones de dólares (más de 800 millones de euros).

 

S21sec, que actualmente mantiene varias líneas de investigación sobre ataques a cajeros e instituciones financieras, coopera con Europol en los servicios de detección y prevención del fraude, tanto en redes de cajeros (ATMs) como en el robo de tarjetas de crédito. La compañía, actualmente la única firma española que figura como colaborador activo y miembro de los comités asesores de Europol, trabaja también en estrecha colaboración con las fuerzas y cuerpos de seguridad del estado y con organismos públicos especializados como INCIBE, CNPIC o CCN.

 

“Los trabajos consisten en analizar diferentes familias de malware bancario, del mismo tipo que Carbanak o Cobalt (las familias de malware utilizadas por el hacker detenido)”, explica Agustín Muñoz-Grandes, CEO de S21sec. Como resultado de estas investigaciones, S21sec recuperó durante 2017 más de 5 millones de tarjetas de crédito robadas.

 

Los ataques para robo de tarjetas se extienden a robos de credenciales de cualquier tipo: nombres de usuario y contraseñas de acceso a webs o servicios que puedan permitir al cibercriminal utilizar esta información para sus propios intereses. “Si ampliamos el análisis incluyendo no sólo tarjetas, sino también credenciales de acceso, el volumen de datos que recuperamos en 2017 asciende a 14 millones de cuentas”, asegura Muñoz-Grandes.

 

En el caso concreto del hacker recientemente detenido, S21sec lleva tiempo detectando ataques a entidades bancarias mediante la familia de malware “Cobalt”. “El punto de entrada en la organización atacada suele ser un email que contiene un fichero infectado y que, aunque sea difícil de creer, hay personas que siguen abriendo” explica Jorge Hurtado, vicepresidente de Servicios Gestionados de S21sec.

 

Una vez abierto, el malware se instala en la máquina del usuario que abrió el fichero y comienza a saltar a otros ordenadores hasta localizar la red de cajeros. A partir de ahí, tratará de manipular los sistemas para conseguir, por ejemplo, que los cajeros puedan expedir efectivo según las instrucciones que les den los delincuentes que han realizado el ataque.  

 

Cómo protegerse

 

A juicio de los expertos de S21sec, los esfuerzos en el área de ciberseguridad han de centrarse en tres áreas principales:

  1. Disponer de las medidas de protección adecuadas para evitar los ataques más directos y habituales, 
  2. Implantar medidas de monitorización y gestión en tiempo real que permitan la detección de cualquier incidente de seguridad prácticamente en el instante de producirse
  3. Habilitar procesos de respuesta para contener los posibles efectos, así como planes efectivos de remediación que los eliminen y eviten que se vuelvan a producir”.

 

Imagen: Distribución geográfica de las tarjetas de crédito recuperadas por S21sec según su país de emisión