Actualizado el 20/09/2018

icon Facebook icon Twiiter icon RSS icon EMAIL
  1. Portada
  2. >
  3. Editoriales
  4. >
  5. Cada vez nos gusta menos el cara a cara

Cada vez nos gusta menos el cara a cara

Escrito por Tecnonews el 11/09/2018 a las 21:53:40
806

Las Nuevas Tecnologías tenían que servirnos para comunicarnos más y mejor. En un ejemplo muy sencillo: si alguien vivía lejos, podía comunicarse de forma más o menos fluida gracias a las Nuevas Tecnologías y cuando se reencontraba cara a cara con esa persona, no tenía que gastar un tiempo precioso en ponerse al día con su vida.

 

Lo cierto es que esto era el objetivo, sin embargo, cada día se demuestra más y mejor que las Nuevas Tecnologías nos están ayudando a comunicarnos más y peor.

 

Un estudio llamado “Redes sociales, vida social: Los jóvenes revelan sus experiencias” realizado por Common Sense Media, revela que el 35% de los adolescentes considera los mensajes de texto su forma favorita de comunicarse.

 

Podriamos pensar que se trata de una problemática que tiene que ver con la actitud de los jóvenes delante de la sociedad. Sin embargo, son estos mismos jóvenes quienes más cuenta se dan de la situación que viven. De este modo, este estudio que se ha llevado a cabo sobre una muestra de 1.100 jóvenes de entre 13 y 17 años, indica que el 44% está descontento con la atención que sus amigos les dan y el 33% con la que sus padres y madres les dan. Eso significa que una parte importante cree que amigos y progenitores están más pendientes del teléfono que de sus seres queridos.

 

Es aquí donde debemos apuntillar una cuestión interesante: ¿Si sabemos que las Nuevas Tecnologías nos hacen disfrutar menos de nuestros seres más cercanos, por qué seguimos empleándolas de un modo tan abusivo?

 

La primera forma de responder esa pregunta sería afirmando que los usuarios no somos capaces de tener una utilización tecnológica adecuada, es decir, responsabilizar al humano. En segundo lugar podemos pensar que las propias tecnologías de comunicación nos lanzan a una forma de relacionarnos que es pura adicción.

 

Sea cual sea la respuesta, lo cierto es que cada vez preferimos menos el cara a cara.





Noticias Relacionadas:


La mentira de internet