Actualizado el 26/10/2021

icon Facebook icon Twiiter icon RSS icon EMAIL
  1. Portada
  2. >
  3. Editoriales
  4. >
  5. A la conquista del espacio

A la conquista del espacio

Escrito por Tecnonews el 20/07/2021 a las 19:51:59
1073

Esta semana Jeff Bezos viajaba con su nave espacial a más de 100 kilómetros de altura para visitar el espacio. Nueve días antes, sin embargo, lo había hecho Richard Branson, un excéntrico millonario dueño de Virgin Galactic que se elevó a 80 kilómetros de la superficie terrestre.

 

Como bien afirmaba el periodista especializado en tecnología Carlos del Castillo, estos viajes no son los primeros que los civiles realizan al espacio. De hecho personas como el fundador del Cirque Du Solei, Guy Laliberté, ya han viajado al espacio, en este caso mucho más lejos que los dos millonarios que esta semana se jactaban de la hazaña. De hecho, Laliberté y otros han estado en la Estación Espacial Internacional, a más de 300 kilómetros de a tierra. La única diferencia es que ellos han pagado a organismo públicos en lugar de autofinanciarse.  

 

Es por este motivo que debemos preguntarnos qué tienen de interesante estos viajes que ahora se están llevando a cabo. Lo cierto es que ha empezado una nueva carrera espacial que tiene por objetivo llegar a Marte y colonizar la Luna. Dicha carrera significa millones de dólares en subcontratas institucionales. El ejemplo de Elon Musk es paradigmático, pues el multimillonario creador de Tesla ha llegado a un acuerdo con la NASA por valor de 3.000 millones de dólares para realizar un viaje a la Luna.

 

De hecho, los viajes de Bezos y Branson están cien por cien calculados para convertirse en puros actos de marqueting. No es de extrañar que el fundador de Amazon saliera de su nave espacial con un gorro de cowboy, como si fuera –en esa imagen que tanto gusta en Estados Unidos- un conquistador ya no del lejano oeste sino del espacio.

 

Y como las noticias no llegan solas y estamos en medio de una pandemia cabe relacionar la carrera espacial con lo que sucede sobre la tierra. Mientras los magnates visitan los confines del planeta, no hay vacunas para la mayoría de países. Si Bezos, Musk o Branson fuesen verdaderos pioneros se atreverían con ese reto. No lo hacen.