Actualizado el 11/01/2022

icon Facebook icon Twiiter icon RSS icon EMAIL
  1. Portada
  2. >
  3. Opiniones
  4. >
  5. 22@, ¿un Silicon Valley en Barcelona?

22@, ¿un Silicon Valley en Barcelona?

Escrito por Antoni Oliva el 30/10/2012 a las 21:26:20
3203

(Secretario Técnico Asociación 22@Network)

22@ es un proyecto que nace de una modificación urbanística por la vía de la reforma del Plan General Metropolitano. En la base de la transformación está la voluntad de conservar el carácter productivo del barrio del Poblenou (carácter que tiene desde su origen en el Siglo XVIII) y consolidar una estructura compacta y compleja (que también se remonta a los inicios del bario), donde actividad económica, servicios a ciudadanos y empresas, vivienda y espacios libres crean un todo que es precisamente la ciudad.
 
 
La modificación urbanística es sólo la base del proyecto, pero 22@ es mucho más que una operación de renovación urbana. 22@ se diseñó para dar cabida a las empresas de la nueva economía, usuarias intensivas de TIC y conocimiento, con un alto grado de innovación (i) y con relaciones directas con la investigación y el desarrollo (I+D), así como los proveedores de esa I+D+i, principalmente universidades y centros tecnológicos.
 
 
Las magnitudes del proyecto (con una extensión de 198 ha y 4.000.000 m2 de superficie bruta final) dan una idea de su importancia y del impacto potencial en el ámbito de Barcelona. Se espera que el barrio acoja más del 15% de la actividad económica de la ciudad, respecto del 4% al principio del proyecto.
 
 
22@ es, en definitiva, un Espacio Urbano Innovador, funcionando y en desarrollo. Y lo es literalmente y con todo el sentido: 
 
 
- Es un espacio limitado, lo suficientemente grande como para alcanzar masa crítica, pero lo suficientemente pequeño como para que la acción sobre él no se disipe. Y buena parte de su éxito presente y futuro se basa en esta premisa territorial cerrada.
 
- Su carácter es netamente urbano. Cuestión básica no solo pensando en términos de accesibilidad y centralidad, sino también, y muy especialmente en el ambiente o atmosphere. La llamada clase creativa busca estos espacios urbanos para instalarse, más que parques tecnológicos o polígonos en las afueras.
 
- Innovador por que invita y facilita la innovación, no sólo tecnológica sino de producto, de gestión o social. En el ADN de 22@ está la innovación como manera de avanzar y adaptarse.
 
 
Silicon Valley, por otro lado, es el principal ecosistema mundial de innovación. Su potencial se mide en términos globales y la innovación de las empresas instaladas en él suponen un importante elemento tractor de la R+D nacional y mundial.
 
 
Silicon Valley ocupa una extensión equivalente a la de Catalunya. Se trata de una gran aglomeración urbana (urban sprawl) al sur de la ciudad de San Francisco. 
 
 
22@ y Silicon Valley comparten pocas cosas. En extensión e impacto los dos proyectos pertenecen a escalas diferentes. 
 
 
Pero además el carácter de Silicon Valley no es urbano, mientras que es una de las señas de identidad del proyecto 22@. A pesar que nadie discute la supremacía de Silicon Valley, su carácter suburbial (baja densidad, movilidad privada, ausencia de centro) es visto como uno de sus puntos débiles y muchas empresas del valle se trasladan a centros urbanos más densos y acordes a las necesidades y el carácter de sus profesionales (el economista R. Florida escribía recientemente sobre esta tendencia en el Wall Street Journal, The Joys of Urban Tech 31/08/2012 on.wsj.com/RCXGHI).
 
 
Y a pesar de las diferencias sustanciales, es más importante hablar de las similitudes: ambos territorios están pensados por y para la innovación. 
 
Lo que ha hecho del Silicon Valley un territorio innovador, lo que está haciendo de 22@ un territorio innovador son las dinámicas que se crean entre los diferentes agentes y que toman la forma de rutinas y de cultura propia. La única diferencia es la escala.
 
Por eso creo que 22@ tiene las dimensiones apropiadas para convertirse en un Silicon Valley, acorde tanto a la escala del país, como a la cultura europea en que se enmarca. Un lugar donde emprendedores, científicos, innovadores,… encuentren los resortes para desarrollar plenamente sus capacidades. En eso estamos trabajando.
 
Antoni Oliva
Secretario Técnico
Asociación 22@Network