Actualizado el 03/08/2022

icon Facebook icon Twiiter icon RSS icon EMAIL
  1. Portada
  2. >
  3. Noticias
  4. >
  5. Ya puedes correr por un entorno virtual sin moverte del sitio

Ya puedes correr por un entorno virtual sin moverte del sitio

Escrito por Guillem Alsina el 14/04/2020 a las 18:51:46
928

Cuando tratan escenas en las que interviene la realidad virtual, todas las películas de ciencia ficción coinciden en una cosa: algún elemento que permite al usuario del entorno virtual deambular libremente por él sin moverse del lugar en el que se encuentra físicamente.


Esta última condición es necesaria, más que nada porque si nuestro entorno virtual es un campo abierto y, en cambio, nosotros nos encontramos encerrados en una pequeña habitación, no quedaremos muy satisfechos del resultado... y probablemente tendremos que pasar a que nos curen algún que otro golpe (y tal vez repinten alguna pared).


Las cintas de correr omnidireccionales que se conectan a los dispositivos de visualización de realidad virtual no son nuevas, pero ahora la compañía china Vue VR ha puesto en marcha una campaña de crowdfunding para financiar uno de estos dispositivos, de bajo coste: 459 €.


Por este precio, y si disponemos de un espacio de 1,20 metros de diámetro, y 2,20 metros de altura, podemos disfrutar de nuestra propia cinta omnidireccional que puede conectarse al hardware de realidad virtual Oculus Rift y al HTC Vive.


Para poder utilizar este aparato (y ya incluido en el precio de compra) necesitamos de un par de zapatillas especiales. Esto es debido a que el material de la cinta es especial, de alta fricción, necesitando de estas zapatillas para dar al usuario la misma sensación de fricción que dos da el suelo cuando caminamos de forma normal por el mundo real.


Pensado para videojuegos, pero con mayores posibilidades


El principal usuario de este dispositivo es, obviamente, el gamer. Es perfecto para juegos de tipo FPS (First Person Shooter, los de matar de toda la vida, vamos), ya que podemos correr, caminar, agacharnos, saltar,...


Pero no solamente para jugar puede sernos de utilidad. Hacer ejercicio físico, como correr cuando hace un día lluvioso, puede ser posible gracias a esta tecnología. Podríamos correr por un mundo imaginario, siguiendo una tabla de ejercicios (como sentadillas) marcada por un entrenador personal virtual, o bien podríamos deambular por las calles de cualquier ciudad gracias a Google Maps o un equivalente.


De hecho, los gimnasios que utilizan la realidad virtual no son nada nuevo, pero sus usuarios se han visto limitados hasta ahora por los terminales, que tienen columnas de sujeción cerca de donde se sitúa la persona que lo utiliza, o bien aros dentro de los cuales tiene que moverse para evitar caerse.


El VUE VR dota al usuario de una inusual libertad que no exige ninguno de estos elementos.