Actualizado el 22/02/2024

icon Facebook icon Twiiter icon RSS icon EMAIL
  1. Portada
  2. >
  3. Noticias
  4. >
  5. Israel y Estados Unidos invierten en IA para el campo de batalla

Israel y Estados Unidos invierten en IA para el campo de batalla

Escrito por Guillem Alsina el 15/03/2022 a las 17:37:00
777

Ya hace años que se masca un clima prebélico en el ambiente, y no estoy hablando solamente de la invasión rusa de Ucrania, puesto de la mayoría de los países ha ampliado su presupuesto dedicado a defensa, se han multiplicado los conflictos en todo el mundo, y la diplomacia parece haberse agriado en algunas interacciones.


Es en este contexto que las fuerzas de defensa de cada país intentan prepararse con los mejores sistemas y armas que les den más garantías en un campo de batalla, recurriendo para ello a la tecnología. Y, entre dicha tecnología, a la inteligencia artificial.


Es el caso de las fuerzas de defensa de Israel (IDF, por sus siglas en inglés), que recientemente (y según podemos leer en C4isrnet) presentaron su hoja de ruta para la adopción de la inteligencia artificial en todas sus ramas.


La clave en el uso de la inteligencia artificial en las IDF es el procesamiento de la cada vez más ingente cantidad de datos que llegan a los sistemas informáticos militares captados por sensores. Y es que los campos de batalla cada vez están más sensorizados, y más lo estarán en el futuro.


Todos estos datos se procesan mediante IA para obtener directivas y recomendaciones simples que los sistemas proporcionan a los mandos que deben tomar las decisiones, para que estos no se pierdan en los detalles de un mar de información y pierdan de vista la imagen global de todo el teatro de operaciones que deben controlar.


No solamente los mandos de las fuerzas armadas van a utilizar inteligencia artificial, si no que esta va a estar imbuida en todo el hardware empleado para defensa, desde las armas de mayor tamaño como los tanques, hasta las armas largas y cortas personales.


De hecho, los sistemas de defensa activa para vehículos blindados ya incorporan inteligencia artificial para reaccionar más rápidamente que un operador humano a un peligro inminente, como un misil anticarro, y activar las contramedidas. Ello requiere ‘ver’ el peligro en forma de objeto acercándose, y ‘entender’ qué es y que hay que pararlo. E, igualmente, con peligros desconocidos previamente, como IEDs (Improvised Explosive Device).


Este despliegue de inteligencia artificial en las IDF se coordinará a través de un departamento centralizado de nueva creación, el cual ya fue previsto en el plan de digitalización de las fuerzas de defensa israelíes.


La integración de IA a todos los niveles del estamento militar se realizará de forma progresiva.


De la misma manera que los israelíes, los norteamericanos también están trabajando en la incorporación de IA a sus sistemas y armamentos; según explica la publicación Defense News, el Departamento de Defensa de los Estados Unidos está trabajando con hasta 685 proyectos de IA, algunos de ellos directamente para los sistemas de armamento.


El futuro de los ejércitos es, de hecho, la introducción de armas totalmente autónomas, extender el modelo de drones de “activar y listo”, que merodean sólos por el campo de batalla para detectar y atacar al enemigo sin tener que esperar las instrucciones de un operador humano, a otros terrenos como el terrestre y el marítimo, de forma que las pérdidas personales se reduzcan en gran medida.


Probablemente, y a largo plazo, los ejércitos reducirán su personal en gran número, incluso por presión demográfica (en China, la baja natalidad ya ha sido señalada por responsables militares como un futuro problema para el reclutamiento, que incluso empieza ya a asomar), pero cabe preguntarse, precisamente por ello, por las prácticas de programación y entrenamiento que recibirán estas IA’s.


Aparte de no desear más guerras, lo que tampoco queremos es que sean las máquinas que entrenamos para matar las que se giren en nuestra contra, como en la saga fílmica Terminator.