Actualizado el 22/05/2020

icon Facebook icon Twiiter icon RSS icon EMAIL

Hacia la 4ª Generación de móviles

Escrito por Jose Manuel Huidobro el 13/10/2010 a las 00:29:13
2589

(Ingeniero de Telecomunicación)

La telefonía móvil, junto con Internet, son las dos tecnologías de comunicación más importante, por su gran penetración a nivel mundial desde su aparición comercial hace 30 y 15 años respectivamente. A mediados de este año se han superado los 5.000 millones de usuarios de teléfonos móviles en todo el mundo, equivalente al 75% de la población, lo que supone casi el triple que los usuarios de Internet (1.700) y casi el cuádruple que de teléfonos fijos (1.200). La telefonía móvil no sólo es la tecnología de más rápido crecimiento, sino también la que más se ha expandido en el planeta, estando presente en, prácticamente, cualquier lugar habitado. La evolución de las distintas tecnología que soportan la telefonía móvil es impresionante, a un ritmo tan acelerado que no da tiempo a desplegar una cuando ya se está empezando a considerar otra, lo que complica la vida de operadores y usuarios, ya que, mientras los primeros necesitan amortizar las inversiones realizadas en una tecnología antes de desplegar otra, los segundos disponen de una oferta tan amplia en el mercado que les es difícil decidirse por una o por otra. No obstante, la tecnología sigue su ritmo, es imparable, y ya se empiezan a desplegar comercialmente algunos sistemas de 4G (LTE y WiMAX), que conviven con los de 2G (GSM) y 3G (UMTS y CDMA), impulsados por los intereses de los fabricantes, que los ven como una nueva manera de aumentar sus ingresos. Pero para que sea posible los operadores han de disponer de las licencias correspondientes y es por ello que en distintos países, como es el caso de Alemania, España o Reino Unido, sus respectivos gobiernos hayan licitado, o estén a punto de hacerlo, los concursos para conceder las licencias, aprovechando, al menos en Europa, para resolver la cuestión del "refarming", y el "dividendo digital". En otros países, emergentes, van un paso más atrás, y la 3G es el tema principal, como es en la India, en donde recientemente se han licitado las licencias 3G, consiguiendo el gobierno unos ingresos multimillonarios. Centrándonos en nuestro país, el MITyC lanzó en junio una Consulta Pública para conocer la opinión del sector con respecto al Refarming, Dividendo Digital y Banda de 2,6 GHz, cuyo plazo acabó el 15 de julio, y cuyas conclusiones se hacen públicas en septiembre, con la idea de lanzar las licitaciones a primeros del año próximo. Por ahora, una incógnita es si la adjudicación será por subasta o concurso de méritos. Si se opta por la primera opción el Tesoro puede obtener unos ingresos muy sustanciosos, mientes que si se elige la segunda, éstos serán menores, pero a cambio se exigirá un mayor compromiso por parte de los operadores, a la hora de realizar sus inversiones y desplegar sus redes. Todos los operadores están ansiosos porque estas cuestiones se resuelvan cuanto antes y, así poder desplegar redes de banda ancha móvil, en las ciudades y zonas rurales, algo que contribuirá, sin duda, a dinamizar el sector, -algo "flojo" últimamente,- y a dar un tremendo impulso al desarrollo de la Sociedad de la Información, tan necesario en unos momentos como los que estamos viviendo y en los que se plantea un cambio de modelo productivo para salir de la crisis global en la que estamos inmersos. ¡Bienvenida sea, pues, la 4G!