Actualizado el 09/08/2022

icon Facebook icon Twiiter icon RSS icon EMAIL
  1. Portada
  2. >
  3. Noticias
  4. >
  5. Así son los drones que salvan vidas en África

Así son los drones que salvan vidas en África

Escrito por Guillem Alsina el 17/12/2019 a las 16:57:31
1113

Cuando uno piensa en drones, pocas veces puede evitar visualizar los potentes aparatos voladores utilizados por varios ejércitos en el mundo, capaces de llevar una gran cantidad de armamento y que facilitan atacar en cualquier parte desde la comodidad del asiento en una base a miles de kilómetros.


Pero si los drones pueden segar vidas, también pueden salvarlas, y este es el caso de Zipline, una operadora de drones que lleva sangre y medicinas allá donde las necesitan.


A diferencia de otras iniciativas similares “de futuro”, Zipline ya se encuentra operativa en Ghana y Ruanda, cubriendo la parte sur del país y algo del norte en el primer caso, y prácticamente todo el país en el segundo.


Con miras a las economías locales


Si bien la tecnología de estos drones se desarrolla en los Estados Unidos, y más concretamente en California (que es donde tienen su factoría y base de pruebas), Zipline ha buscado que beneficien a las economías locales.


Por ello, una vez se envían los drones a su país de destino, allí se ocupa de ellos el personal local, ya convenientemente formado tanto para operar el dron, como para repararlo.


Una operativa de largo alcance


La autonomía de estos drones es de unos 160 km, con lo que pueden cubrir una área de 80 km contando el viaje de ida y vuelta (el sistema prevé que cada dron regrese a su base una vez cumplido el servicio.


Además, no se necesita disponer de infraestructura para recepcionar el paquete en el punto de destino, ya que este se entrega lanzándolo en un paracaídas desde el dron mientras este se encuentra en vuelo.


Cada una de estas aeronaves tiene una capacidad de carga de hasta 1,8 kg, llevando esencialmente material médico, como sangre para transfusiones y medicamentos. Si se necesita llevar más carga, esta se puede dividir entre varios drones y crear una flotilla.


Su velocidad es de unos 100 km/h, por lo que puede llegar al punto de destino más lejano en menos de una hora. Por contra, un camión puede tardar varias horas en realizar el mismo recorrido, y eso si hay carreteras o pistas, que no siempre es el caso.


Para evitar caer víctimas de averías en pleno vuelo, los drones fabricados por Zipline incorporan tecnologías redundantes, como dos motores, dos sistemas de comunicaciones, o dos sistemas de navegación, de forma que si uno falla, el otro puede mantener el servicio.


Resultados espectaculares


Desde que empezaron a trabajar en Ruando, los drones de Zipline han conseguido todo un hito: reducir drásticamente el porcentaje de muertes de la madre durante el parto.


Según la misma organización, sus drones llevan medicinas y suministros médicos de forma urgente a una población de más de dieciséis millones de personas. El proceso de encargo de los suministros es, además, también muy simple, pudiendo ser realizado por los médicos a través de una app móvil.